lunes, 4 de junio de 2012

El primer faro con luz eléctrica de España

Publicamos dos fotos de 1891 y 1896 del faro Villano y aportamos algunos datos.


Xosé Manuel Lema

 El hundimiento del Serpent había sido un arma arrojadiza contra el gobierno español. El cementerio de barcos  y marineros de la Costa da Morte necesitaba un guía eficaz, un cíclope de luz que tendiera sus manos en las noches tempestuosas.


El Faro de Cabo Villano se convirtió en el primero de España en funcionar con energía eléctrica. En la noche del 15 de enero de 1896 comienza su misión, y tal y como detallan los periódicos de le época el faro “funciona con perfecta regularidad”. En las hemerotecas nos hemos encontrado con una fotografía enviada por Vicente Bermúdez a “La Ilustración Española” que la publica un 30 de enero de 1896 y le dedica unas palabras. Bermúdez era el contratista de las obras presupuestadas en 140.033 pesetas.


Foto- Vicente Bermúdez


Se cumplía una vieja demanda. Se hacía realidad el proyecto de Francisco Lizárraga y Adolfo Pequeño. Con las piezas traídas desde París por Enrique Gadea. Aunque en Cabo Vilán ya había un faro primitivo, las autoridades tardaron años en decidir que esta sería la ubicación para el nuevo faro. La lenta burocracia pidió en 1884 el proyecto a Adolfo Pequeño. Según el estudioso José Antonio Sánchez en 1885 se decidió que se alimentara de energía eléctrica y un año después se sacaron a subasta las mejoras.



Si la nueva construcción no se debió totalmente al luctuoso suceso, la tragedia del H.M.S.Serpent (ver enlace al final del artículo) puso de nuevo en el punto de mira la inseguridad marítima y el proyecto iniciado recibió un fuerte impulso. Aunque no estuvo operativo hasta 1896, en 1891 ya estaba la cosa avanzada, tal y como encontramos en esta foto recogida en una ponencia de Sánchez García.





La verdadera historia del Serpent




1 comentario: